L@s imputa@s por La Madreña

Cinco persones afronten un procesu xudicial por okupar la antigua Conseyería de Sanidá nel centru d’Uviéu

11 de setiembre de 2013 DE 2013 • Glayiu

Hai dos años un heteroxéneu colectivu decidió da-y vida ante’l so evidente abandonu. La propietaria del edificiu ye la sociedá de participación pública Sedes, somorguiada nun concursu d’acreedores. Hai cinco persones imputaes.

Retransmitimos en directo la rueda de prensa que darán les persones imputaes pola okupación del CSOA La Madreña, n’Uviéu. L’enorme edificiu de tres plantes de la céntrica cai Xeneral Elorza foi okupáu hai dos años por un heteroxéneu colectivu que decidió da-y vida ante’l so evidente abandonu. La propietaria del edificiu ye la sociedá de participación pública Sedes, somorguiada nun concursu d’acreedores.

Texto íntegro de los convocantes:

A lo largo de casi dos años de vida el Centro Social Ocupado y Autogestionado LA MADREÑA se ha convertido en una referencia ineludible en Oviedo y en Asturias para la cultura, la participación ciudadana y la lucha por una sociedad más justa, libre e igualitaria. Con su participación cotidiana en un sinfín de actividades, conferencias, talleres, asambleas, conciertos, obras de teatro e iniciativas solidarias como recogidas de juguetes, comida y material escolar para los colectivos más golpeados por este injusto sistema social, miles de personas han legitimado desde su nacimiento la existencia de este centro.
Cientos de personas han conseguido tras mucho trabajo y horas invertidas en limpieza y mantenimiento, sin ninguna subvención publica ni el apoyo de ninguna empresa privada, que un edificio en excelente estado de uso pero vacío durante años se convirtiera en un espacio vivo al servicio del popular barrio de Pumarín, de Oviedo y del resto de Asturias.
Resulta triste que las mismas instituciones que deberían de asegurar no pocos de los servicios y prestaciones que La Madreña ofrece a la ciudadanía, traten de obstaculizar la labor de un centro que permanece a la espera de ser demolido para dejar un solar vacío tras la nefasta gestión político-empresarial de la constructora SEDES, propietaria del inmueble. La empresa SEDES, con mayoría de capital público, debería de estar más preocupada en emplear sus servicios jurídicos para exigir responsabilidades a los causantes de su actual situación y no para vaciar un edificio que no va a utilizar de ninguna manera, ni siquiera para construir pisos de lujo como pretendía inicialmente, dada la situación actual del mercado inmobiliario. SEDES debería, decíamos, perseguir a los responsables de su actual ruina, que no son otros que los diferentes responsables institucionales locales y autonómicos que promovieron la llamada “Operación de los Palacios” de Oviedo en comandita de dos conocidos empresarios de la región. Con el “Palacio de calatrava” y las obras de la parcela del vasco, los ovetenses y asturianos ya han perdido, de momento, cientos de millones de euros de dinero público, así como varias parcelas y equipamientos en excelente uso obteniendo únicamente unas insalubres y peligrosas oficinas en un Palacio de Calatrava privatizado y con graves problemas estructurales.
Así las cosas, no podemos entender que se impute a cinco ciudadanos normales y corrientes: un jóven médico, un trabajador público, un historiador, un informático y un actor. Mientras en nuestros país pasan las cosas que pasan, que los responsables de una empresa con mayoría de capital público hayan recurrido, además, a la vía penal en esta situación, no hace más que incrementar lo esperpéntico de este caso.
Hoy más que nunca la sociedad necesita espacios de libertad como este, donde encontrarse, aprender, debatir, autoorganizarse, fortalecer la solidaridad y el apoyo mutuo, y disfrutar de un ocio y una cultura no consumistas.

Por todo lo anteriormente expuesto exigimos a las diferentes instituciones implicadas en esta inaudita e incompresible situación lo siguiente:
1.- La inmediata retirada de las denuncias interpuestas por la constructora con mayoría de capital público SEDES.
2.- El mantenimiento del CSOA La Madreña, que ha demostrado sobradamente su vocación de servicio público, en su actual ubicación, máxime cuando no existe ninguna alternativa viable para utilizar los terrenos que ahora ocupa.
3.- La investigación de oficio por parte de las autoridades judiciales pertinentes de la llamada “Operación de los Palacios”, que tan cara ha resultado a la ciudadanía asturiana, cara a depurar las responsabilidades civiles y penales a las que pudiera dar lugar.