Apoyo generalizado a la manifestación del 16F contra los desahucios

15 de febreru de 2013 DE 2013 • Glayiu

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca en Asturies (PAH) convoca una manifestación en Xixón el sábado día 16 a las 17:00 horas, en la Plaza L’Humedal. Tras abordarse en el Congreso de los Diputados su Iniciativa Legislativa Popular avalada con más de un millón de firmas recogidas por la PAH a nivel estatal, la organización convocante considera que sus demandas sobre el derecho a la vivienda tienen hoy más sentido que nunca.

"Nos siguen obligando a convocar una manifestación para mostrar el rechazo ante la pasividad de los políticos y el menosprecio que demuestran ante el mero hecho del ejercicio de la participación ciudadana a través de las ILP y a realizar todas las acciones de denuncia que estén en nuestras manos", afirman desde PAH Asturies.
Sindicatos y partidos políticos de izquierda, asociaciones de vecinos y numerosos colectivos sociales han mostrado su público apoyo a las reivincidaciones de la Plataforma, entre la que destaca la dación en pago y la una vivienda como derecho inalienable para todas las personas.
La Plataforma de Afectados por la Hipoteca en Asturies nace como consecuencia de la avalancha de desahucios por la imposibilidad de hacer frente a la hipoteca. Las condiciones de los créditos hipotecarios implican en la mayoría de los casos que, además del embargo de la vivienda por impago, las familias afectadas sigan teniendo que hacer frente a su vez a la diferencia de valor entre la tasación de la vivienda en el momento de su compra (al alza, al haberse producido la adquisición en la fase ascendente de la burbuja inmobiliaria) y el valor depreciado del momento del embargo. De este modo las propias entidades bancarias fomentan la especulación inmobiliaria al no hacerse cargo de los valores hipotecarios que ellas mismas concedieron.

JPEG - 6.5 KB

En el conjunto del Estado se producen una media de 500 desahucios al día por imposibilidad de hacer frente al pago de las hipotecas. Frente a ello se organizaron las Plataformas de Afectados por las Hipotecas, para reclamar, en primer lugar, que se dé validez legal a la dación en pago, es decir, a la subsanación de la deuda hipotecaria con la entrega de la vivienda embargada. Pero las demandas del colectivo de afectados va más allá en su reflexión, y reclaman la vivienda como un derecho fundamental, recogido en la Constitución, inalienable y universal.
Para ello promovieron una ILP para la que recogieron más de un millón de firmas. Esta semana se debatió si se daba trámite o no a la Iniciativa, y aunque el Partido Popular finalmente apoyó el trámite de la ILP, justificó que "muchas de sus propuestas ya están contempladas en nuestra reforma en materia de vivienda".
De este modo las PAH de todos los territorios estatales mantienen la movilización prevista para el sábado 16F, con las mismas exigencias previstas: que cesen los desahucios; la dación en pago preventiva, y el alquiler social para las familias desahuciadas.

De entre quienes han manifestado su apoyo a la movilización, el sindicato CGT ha explicado su propuesta sobre vivienda, que consiste en “la realización de una Auditoria social sobre el funcionamiento del mercado hipotecario; una moratoria-suspensión del pago de hipotecas, alquileres, luz y agua para las personas y familias sin ingresos; a las familias cuyos ingresos estén por debajo del salario mínimo interprofesional no se les podrá exigir por alquiler o hipoteca más de un 10% de sus ingresos; convertir el derecho a la vivienda en un Derecho Fundamental, real y efectivo, por encima del derecho a la propiedad; realizar un Censo de Viviendas embargadas por los bancos y el Derecho a la Ocupación.”

JPEG - 92 KB

Compromisu por Asturies afirmó que su propuesta "nun incluye solo la dación en pagu y l’arriendu social, sinón tamién les moratories ente la imposibilidá de pagu, la reforma de la llei de propiedá horizontal, una mayor inversión pública nel ámbitu de la vivienda que controle los precios y protexa al comprador frente a la especulación bancaria y en definitiva una depuración de les víes democrátiques que dexe a los ciudadanos y ciudadanes espresar toles sos reinvidicaciones".

La Corriente SIndical d’Izquierda considera que "un trabayu dignu, una vivienda, un hospital, una escuela o una universidá, agora son luxos demasiáu caros que les y los trabayadores nun debemos permitinos. Intenten tornanos a la Edá Media y nun se-yos ocurre otra cosa que culpanos por vivir “percima les nueses posibilidaes”.